Residente: entre el activismo y la propuesta musical

La Libélula
Por Divandino
  
La música siempre ha sido un vehículo de expresión artística, cultural y social; ha sido una herramienta para la denuncia, para la acusación o el señalamiento, para la defensa y la concientización.

Géneros como el rock, el punk, el reggae o hasta la
salsa han sido esos medios sonoros por las que muchos grupos, bandas o cantantes han levantado banderas sociales,
liderado movimientos y encabezado grandes revueltas contestararias.

Los motivos son muchos, desde la paz mundial, en contra de la explotación laboral, a favor de la diversidad sexual o exigiendo justicia.

Desde figuras como John Lennon, Madonna o Bruce Sprinteen, por mencionar solo algunos, fueron criticados por encabezar movimientos sociales -que a la postre se convierten en movimientos meramente mediáticos-. Quizá sus intenciones fueron buenas, pero lo cierto es que también les sirvió para su imagen personal y alimentar su ego.

Llama la atención que dentro de la música en español existen pocos, muy pocos, músicos o cantantes que no luchan por causas comunitarias y por diversas injusticias y que, al mismo tiempo, se vuelvan populares; y lo son, no únicamente por su activismo, sino porque en verdad su propuesta a musical es buena.

Este es el caso de René Pérez Joglar, mejor conocido como Residente, fundador y vocalista de la banda Calle 13. Este puertorriqueño de 39 años se ha colocado dentro de ese círculo del activismo musical, con más seguidores que críticos en toda latinoamérica.

En 2005 salta a la fama con Calle 13 a través de la reggaetonera canción “Atrévete Te Te”, cuya fama los hizo llegar al estrellato en poco tiempo, relativamente. Sus discos posteriores se alejarían de ese sonido insulso y poco pensante como es el reggaetón -a decir de críticos musicales como Sergio Monsalvo o Mario Lafontaine-.

La carrera de Residente siempre estuvo enfocada a las artes desde sus primeros años en Puerto Rico. Es diseñador gráfico, actor, músico y director artístico; y, claro, es un activista musical que ha participado en campañas internacionales de la UNICEF y Amnistía Internacional, se ha eunido con jefes de estado y líderes de opinión, sin dejar pasar su apoyo a los desaparecidos de Ayotzinapa en México o a la difícil situación de los migrantes en Estados Unidos. Y, claro, es el independencista número 1 de Puerto Rico.

Con Calle 13 -que lo formó con su hermana Mercedes y su medio hermano Eduardo, quien después se hizo llamar Visitante- René moldeó un sonido más alternativo, un estilo multicultural que incluía rock, salsa, ska y ritmos urbanos. Su facilidad para hilar frases largas y con sentido, la cadencia de su rapeo y su lírica magnífica, lo convierten en una figura excepcional que se ha ganado el reconocimiento de unos y el repudio de otros.

Residente ha sido severamente criticado por la comunidad reggaetonera, lo acusan de que desprecia el género que lo dio a conocer y lo tachan de traidor. Quizá el hecho que reniegue de su origen musical pueda tener un poco de razón, lo cierto es que Residente creció musicalmente y se atrevió a experimentar, arriesgando fama y dinero; además, no es como cualquier hip-hopero o “reggaetonero”, que en su mayoría carecen de educación musical y de sentido artístico.

Ejemplo de lo anterior, fue la disputa que sostuvo en redes sociales con un tal Tempo, quien le dedica el tema “Calle Sin Salida”, en el que acusa su traición al Reggaetón y su falso activismo social. En respuesta, Residente le dedica “Mis Disculpas”, donde hace evidente la falta de talento y creatividad por parte de los “reggaetoneros”; el tal Tempo revira con la canción “El Bruto”, ya con frases más agudas y de carácter personal. Y, nuevamente, Residente le responde con un tema de 12 minutos titulado “La Cátedra”, un rap que alcanza las mil 900 palabras y que lo convierte en récord mundial.

El gran René Pérez Joglar –o Residente- ha hecho colaboraciones con un si número de artistas, entre los que se encuentran Nelly Furtado, Café Tacuba, Gustavo Cerati, la banda cubana Orishas, la extinta cantante folclórica agentina Mercedes Sosa, con el salsero Rubén Blades, Omar Rodríguez de la banda Mars Volta, etcétera. Además, ha ganado junto con Calle 13, varias nominaciones y premios Grammy Latino, así como su participación en varios festivales en toda Latinoamérica y Europa.

Su primer disco solista oficial, titulado Residente, es una amalgama auditiva multicultural: sonidos orientales, africanos, balcánicos y caribeños.

Temas como “Somos Anormales”, “Una Leyenda China” o Apocalíptico” son una pequeña muestra de esta conjunción sonora que abraza el proyecto solista de Residente, aunque muchos afirmen que sigue sonando a Calle 13, honestamente ha sido lo contrario, Calle 13 siempre fue Residente.

Síguenos en:
Twitter: @lalibelularadio
e-mail: lalibelularadio@gmail.com

PALOMAZO
Por aquí les dejo el video del tema “Somos Anormales”, que dirige el propio Residente, y que estuvo muy censurado en varios canales de música.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario